domingo, 10 de julio de 2016

Argentina de América

Hace ya  dos siglos nuestro país comenzaba su historia como Nación independiente y soberana. A menudo, cuando nos referimos a los acontecimientos históricos, éstos suelen parecernos lejanos y distantes, sin embargo, al recordar las circunstancias que rodearon los sucesos de 1816, tal vez podamos encontrar un punto en común con nuestra realidad actual.
Recordemos que en 1816, nuestro país no pasaba por un buen momento ni en lo económico, ni en lo político. Por otra parte, existía la amenaza permanente de una mayor penetración de tropas españolas que luchaban por mantener su poder.
También existían conflictos internos porque no se llegaba a un consenso respecto al sistema político que se debería implementar. Pero sin embargo, pese a los numerosos desacuerdos y a todos los inconvenientes, los congresistas reunidos en Tucumán optaron por declarar solemnemente la independencia respecto de España.
La mañana del 9 de julio de 1816, cuando Juan José Paso, luego de leer la proposición dentro de un clima de gran expectativa, preguntó a los diputados si deseaban que las provincias de la Unión conformaran una nación libre e independiente de los Reyes de España, los congresistas, más allá de los desacuerdos, respondieron afirmativamente con una aclamación cerrada y luego, individualmente, ratificaron la aprobación.
Este consenso unánime respecto a la declaración de la independencia, nos hace reflexionar sobre la valentía que tuvieron los protagonistas de nuestra historia para hacer frente a sus diferencias personales y a las dificultades que se les presentaban.

¿Qué enseñanza nos dejan los hombres que construyeron nuestro pasado?
Han transcurrido 200 años desde que sucedieron estos acontecimientos y todavía escuchamos decir que somos una nación joven que intenta constituirse a sí misma.
Lejos estamos de haber alcanzado la madurez necesaria para que todos los habitantes de nuestro país puedan vivir con dignidad y de alcanzar el modelo de nación que anhelamos. Pero es fácil responsabilizar a otros de nuestro destino, pensemos al menos por un momento que cada uno de nosotros somos responsables y protagonistas del presente y futuro del país. La historia no la hacen solamente los próceres sino también las personas comunes, como cada uno de nosotros.
Aún estamos a tiempo de revisar nuestras actitudes cotidianas y ser verdaderamente libres. Emulando la valentía de aquellos que decidieron cortar lazos con España para ser responsables de una historia independiente, podríamos asumir verdaderamente nuestro propio destino y construir un país solidario, más honesto, más responsable y justo. Porque la Patria es algo más que un concepto abstracto, es algo que creamos día a día, entre todos.
Recordemos para finalizar algunas estrofas de un poema de Jorge Luis Borges:


"La patria, amigos, es un acto perpetuo
como el perpetuo mundo
Nadie es la patria, pero todos debemos
ser dignos del antiguo juramento
que prestaron aquellos caballeros
de ser lo que ignoraban, argentinos,
de ser lo que serían por el hecho
de haber jurado en esa vieja casa.

Somos el porvenir de esos varones,
la justificación de aquellos muertos;
Nuestro deber es la gloriosa carga
que a nuestra sombra legan esas sombras
que debemos salvar".

Discurso por el Bicentenario de la Independencia Argentina
Prof. Liliana Costas
Escuela de Educ. Especial 34
Gral. San Martín (CABA)

sábado, 9 de julio de 2016

1816 - 9 de julio - 2016 Bicentenario de la Independencia Argentina

Disipando dudas y descubriendo curiosidades acerca de la Independencia Argentina con el historiador Juan Pablo Bustos Thames

Una de las primeras incógnitas que aparecen en el camino de la historia es que varios estudiosos creen que la independencia de nuestro país se celebró el 29 de junio de 1815, en lugar de la fecha que todos conocemos por libros y maestros.
Respecto de este dilema, el historiador contó que “en esa fecha se declaró el primer Congreso de los Pueblos Libres o también llamado Congreso del Arroyo de la China (como se la conocía antiguamente a la localidad entrerriana de Concepción del Uruguay)”.
En esa oportunidad, “el caudillo de la Banda Oriental, José Gervasio de Artigas, convocó a representantes de Corrientes, Entre Ríos, Santa Fe, Córdoba y el territorio de Misiones, con el propósito de designar cuatro representantes y enviarlos a Buenos Aires”, con la intención de “unir ambas partes que estaban distanciadas”. Sin embargo, nunca se llegó a un acuerdo. “Cuando los cuatro representantes volvieron a Entre Ríos, comentaron lo ocurrido y todo quedó en eso. No existe ningún acta o documento que hable sobre lo que pasó ahí, sólo cartas de diputados que confirmaron ese congreso.
Por tal motivo, este congreso no significa que haya sido la declaración de la independencia que ocurrió un año más tarde”, detalló Bustos Thames.

El momento de Tucumán
El especialista explicó que el Congreso “tuvo la participación de diputados de Buenos Aires, Cuyo, el Norte, Córdoba y provincias alto peruanas” y agregó que “llamativamente, Córdoba participó de los dos eventos, con lo cual se prueba que si la independencia se hubiera proclamado en 1815, no se entiende por qué Córdoba estuvo en el Congreso de 1816”.
Sin embargo, también dijo que “Juan Martín de Pueyrredón (director supremo de las Provincias Unidas) ofreció acercarse a Artigas diciéndole que declararon la independencia, pero éste rechazó el acercamiento a través de una carta en la que dijo que la declaración había ocurrido un año atrás”.
Lo cierto es que el Congreso de Tucumán comenzó a sesionar en los primeros días de julio de 1816 y la declaración de la independencia estuvo cerca de no realizarse, debido a las grandes dudas que tenían los 29 diputados que participaron de las sesiones. Pero, ese 9 de julio todo cambió de parecer y gran cantidad de personas se acercaron hasta las galerías, patios y sectores aledaños a la Casa de Tucumán (propiedad que perteneció a la familia Laguna) para esperar el grito sagrado.
Sobre ese día, el historiador agregó que “aquel martes 9 de julio fue soleado y fresco y la expectativa era grande para todos”.
“Cuando los diputados votaron de manera unánime por la independencia, las calles se transformaron en una verdadera fiesta con bailes y alegría desbordante por el paso que había dado nuestra patria”, concluyó el relato sobre aquel momento icónico de la historia argentina.

Desde San Miguel de Tucumán, un grito sagrado de LIBERTAD
El 9 de julio de 1816, el Congreso de Tucumán resolvió tratar la Declaración de la Independencia. Presidía la sesión el diputado por San Juan, Juan Francisco Narciso de Laprida.
El secretario Juan José Paso leyó la propuesta: preguntó a los congresales "si querían que las Provincias de la Unión fuesen una nación libre e independiente de los reyes de España y su metrópoli". Los diputados aprobaron por aclamación y luego, uno a uno expresaron su voto afirmativo. Acto seguido, firmaron el Acta de la Independencia.
Afuera, el pueblo celebraba. Terminada la sesión, se realizaron diversos festejos públicos.
El 19 de julio, en sesión pública, quedó acordada la fórmula del juramento que debían prestar los diputados y las instituciones:
"Juráis por Dios Nuestro Señor y esta señal de cruz, promover y defender la libertad de las provincias unidas en Sud América, y su independencia del Rey de España,
Fernando VII, sus sucesores y metrópoli, y toda otra dominación extranjera? ¿Juráis a Dios Nuestro Señor y prometéis a la patria, el sostén de estos derechos hasta con la vida, haberes y fama?
Si así lo hiciereis Dios os ayude, y si no, El y la Patria os hagan cargo".
El mismo día, en sesión secreta, el diputado Medrano pidió que de pasarse al Ejército el Acta de la Independencia y la fórmula del juramento, se agregase:
"y de toda otra dominación extranjera"
expresión que no figuraba en el texto aprobado originalmente en la sesión pública. Esto se hizo debido al rumor de que el Director y el Congreso se disponían a entregar el país a los portugueses.

El 21 de julio la Independencia fue jurada en la sala de sesiones por los miembros del Congreso, en presencia del gobernador, el general Belgrano, el clero, las comunidades religiosas y demás corporaciones. El acta de la Independencia Fue firmada por todos los congresales que la declararon. Se tradujo al quechua y al aymará para que la conocieran las poblaciones indígenas.

ACTA DE LA INDEPENDENCIA DE LAS PROVINCIAS UNIDAS
EN SUDAMERICA
En la benemérita y muy digna Ciudad de San Miguel del Tucumán, a los nueve días del mes de julio de mil ochocientos dieciséis: terminada la sesión ordinaria, el Congreso de las Provincias Unidas continuó sus anteriores discusiones sobre el grande, augusto y sagrado, objeto de la independencia de los Pueblos que lo forman. Era universal, constante y decidido el clamor del territorio entero por su emancipación solemne del poder despótico de los reyes de España; los Representantes sin embargo consagraron a tan arduo asunto toda la profundidad de sus talentos, la rectitud de sus intenciones e interés que demanda la sanción de la suerte suya, Pueblos representados y posteridad.
A su término fueron preguntados:
¿Si querían que las Provincias de la Unión fuesen una Nación libre e independiente de los reyes de España y su metrópoli? Aclamaron primero llenos del santo ardor de la justicia, y uno a uno reiteraron sucesivamente su unánime, espontáneo y decidido voto por la independencia del País, fijando en su virtud la determinación siguiente:
Nos, los Representantes de las Provincias Unidas en Sud América reunidos en Congreso General, invocando al Eterno que preside al universo, en el nombre y por la autoridad de los Pueblos que representamos, protestando al Cielo, a las naciones y hombres todos del globo la justicia que regla nuestros votos: declaramos solemnemente a la faz de la tierra, que es voluntad unánime e indubitable de estas Provincias romper los violentos vínculos que las ligaban a los Reyes de España, recuperar los derechos de que fueron despojadas, e investirse del alto carácter de una nación libre e independiente del rey Fernando VII, sus sucesores y metrópoli. Quedan en consecuencia de hecho y derecho con amplio y pleno poder para darse las formas que exija la justicia, e impere el cúmulo de sus actuales circunstancias. Todas y cada una de ellas así lo publican, declaran y ratifican, comprometiéndose por nuestro medio al cumplimiento y sostén de esta su voluntad, bajo del seguro y garantía de sus vidas, haberes y fama.
Comuníquese a quienes corresponda para su publicación y en obsequio del respeto que se debe a las naciones, detállense en un Manifiesto los gravísimos fundamentos impulsivos de esta solemne declaración.
Dada en la Sala de Sesiones, firmada de nuestra mano, sellada con el sello del Congreso y refrendada por nuestros Diputados Secretarios.
Francisco Narciso de Laprida, Diputado por San Juan, Presidente
Mariano Boedo, Vice Presidente, Diputado por Salta
Dr. Antonio Sáenz, Diputado por Buenos Aires
Dr. José Darragueira, Diputado por Buenos Aires
Fray Cayetano José Rodríguez, Diputado por Buenos Aires
Dr. Pedro Medrano, Diputado por Buenos Aires
Dr. Manuel Antonio Acevedo, Diputado por Catamarca
Dr. José Ignacio de Gorriti, Diputado por Salta
Dr. José Andrés Pacheco de Melo, Diputado por Chibchas
Dr. Teodoro Sánchez de Bustamante, Diputado por la Ciudad de Jujuy y su territorio
Eduardo Pérez Bulnes, Diputado por Córdoba
Tomás Godoy Cruz, Diputado por Mendoza
Dr. Pedro Miguel Aráoz, Diputado por la Capital del Tucumán
Dr. Esteban Agustín Gazcón, Diputado por la Provincia de Buenos Aires
Pedro Francisco de Uriarte, Diputado por Santiago del Estero
Pedro León Gallo, Diputado de Santiago del Estero
Pedro Ignacio Rivera, Diputado de Mizque
Dr. Mariano Sánchez de Loria, Diputado por Charcas
Dr. José Severo Malabia, Diputado por Charcas
Dr. Pedro Ignacio de Castro Barros, Diputado por La Rioja
Licenciado Gerónimo Salguero de Cabrera y Cabrera, Diputado por Córdoba
Dr. José Colombres, Diputado por Catamarca
Dr. José Ignacio Thames, Diputado por Tucumán
Fray Justo de Santa María de Oro, Diputado por San Juan
José Antonio Cabrera, Diputado por Córdoba
Dr. Juan Agustín Maza, Diputado por Mendoza
Tomás Manuel de Anchorena, Diputado de Buenos Aires
José Mariano Serrano, Diputado por Charcas, Secretario
Juan José Paso, Diputado por Buenos Aires, Secretario.

jueves, 30 de junio de 2016

Un recorrido por los lugares más gélidos del mundo...

Para escaparle al calor del verano muchos se proponen viajar a regiones septentrionales, donde se pueden encontrar temperaturas más frescas. Y entre estas regiones siempre hay algunas mas frías, heladas diría, que otras.
Por eso hay que averiguar bien qué sitio elegir para que el factor climático no nos tome por sorpresa. A menos que seamos osados aventureros (o un poco masoquistas), algunos lugares deberán quedar en la lista de pendientes...
 Podemos soportar, a veces a penas, las bajas temperaturas de Nueva York, Toronto o Munich. Pero qué les parece si repasamos a modo anecdótico, y de modo instructivo también, los lugares que, a menos que tengamos algún antepasado inuit o lapón, nos va a costar acostumbrarnos y lo vamos a hacer con un pequeño countdown del frío.

 Vamos a comenzar con Canadá, uno de los países más grandes del mundo y dueño de una geografía impresionante. Aquí vamos a encontrarnos con una pequeña ciudad, más bien un pueblo me parece, que se llama Snag, donde vive tan sólo una veintena de personas, amén de los científicos, meteorólogos y amantes de la vida silvestre que pasan por allí. Queda en el estado de Yukón, en el noroeste del país, a casi 6000 kilómetros de la capital, Ottawa. Si nos gusta la naturaleza y su fauna, podremos avistar osos, alces, lobos, y aprender sobre la tundra y sus ecosistemas. Pero atención que, si vamos en esta época del año, nos la vamos a pasar tiritando. En este remoto lugar de Canadá se produjo la temperatura más baja jamás registrada en América del Norte: en 1947 la temperatura descendió hasta los 64° bajo cero.

 Pero si creen que mas frío no puede hacer, los invito a acompañarme a Rusia. Aquí nos vamos a encontrar con lo que se llama "El anillo de Stalin", por ser el lugar adonde iban muchos de los exiliados políticos, que raramente volvían de allí, y está conformado por tres localidades en las que el frío es parte de la vida cotidiana de sus habitantes, que, con estoicismo y orgullo, viven su vida con "normalidad".
La primera de ellas es Yakutsk, donde se sienten muy orgullosos de llamar a su ciudad "la mas fría del mundo", ya que la temperatura promedio, en enero, es de 40° bajo cero. Luego está Verjoyanks, un pequeño poblado con 1300 habitantes, muy cerca del Círculo Polar Ártico y donde se ha llegado a registrar una temperatura récord de 70° bajo cero.
 Pero tranquilos igual que si con este frío no nos alcanza podemos hacer unos kilómetros más hasta la ciudad de Oimiakón, donde los autos, si quieren que funcionen, deben permanecer encendidos para que no se congele el combustible y donde tener un smartphone es una pesadilla ya que con las temperaturas que promedian a veces los 45° bajo cero, con un récord de 72° bajo cero, se arruinarían completamente.

 Hasta hora no nos podemos quejar. Queríamos frío y lo tenemos. Ahora ha llegado el momento de enfrentarnos a la última prueba. Bienvenidos a la Estación de Investigación de Vostok, a 1300 kilómetros del Polo Sur geográfico (en criollo, el centro del polo). Creo que uno sólo puede llegar a querer estar aquí por dos cosas: o somos un renombrado científico especializado en magnetometría y hemos sido enviados hasta aquí por unos meses en una importante misión, o bien estamos absolutamente locos de remate. Aquí se registró la temperatura más baja medida por el hombre: 89°2 bajo cero. Casi 90° bajo cero que han llegado a soportar los trece excelsos hombres de ciencia que trabajan aquí durante el invierno.

 Fuente: Nota de Iván de Pineda, para Revista La Nación, Buenos Aires, Argentina.

(Jorge L. Icardi, Reportero Internacional...)

Un tal, Julián Irízar...

El vicealmirante Julián Irízar (nació en Capilla del Señor, Provincia de Buenos Aires, Argentina,el 7 de enero de 1869 y falleció el 17 de marzo de 1935 a los 66 años).
Militar de la Armada Argentina, fue una figura clave en la modernización de la flota de ésta.
Se desempeñó como Comandante de la I División de la Armada y presidente del Centro Naval, pero su acción más recordada fue el rescate de la expedición del científico sueco Otto Nordenskjöld, cuyo buque había naufragado en la Antártida en 1903.

Formación:
Irízar ingresó a la Escuela Naval el 11 de marzo de 1884. Formó parte de la tripulación de la torpedera "Rosales" hacia 1892 y fue de los escasos sobrevivientes al producirse su naufragio, el cual por sus implicancias causó conmoción en la época.
En 1898 formó parte de la comisión destinada a vigilar la construcción de la fragata ARA Presidente Sarmiento en Inglaterra. Cuando en 1899 la nave emprendió su primer viaje de circunnavegación, fue oficial de derrota de la misma. Especialista en explosivos, sería luego agregado naval en las delegaciones diplomáticas en Gran Bretaña y Alemania, y encargado de compras para la escuadra en materia de munición y material de Defensa.

 El rescate de la expedición Nordenskjöld
En 1903 contaba con el grado de capitán, cuando cundió la inquietud por el extravío de la Expedición Antártica Sueca encabezada por el explorador Otto Nordenskjöld.
La expedición del geólogo sueco había partido del puerto de Gotemburgo el 16 de octubre de 1901, a bordo del Antartic comandado por el capitán Carl Anton Larsen. Arribó a Buenos Aires el 16 de diciembre de ese año, con una tripulación compuesta por 20 hombres de nacionalidad sueca y noruega, a la cual se incorporó el alférez de fragata argentino José María Sobral. Una vez en la Antártida, 6 de estos hombres — Nordenskjöld, otros dos suecos, dos noruegos y Sobral— se quedaron en la isla Snow Hill, para desarrollar durante un año las investigaciones programadas. El Antartic volvería por ellos entonces, después de invernar en las Islas Malvinas.
El Antartic zarpó de Malvinas el 5 de noviembre de 1902 a la búsqueda del grupo de Nordenskjöld; Larsen había dejado las instrucciones necesarias para una operación de rescate que debería organizarse si en abril de 1903 no hubieran regresado. Sería su última travesía; el 12 de febrero, tras infructuosos intentos de salvar la nave que había quedado atrapada entre los hielos, Larsen debió dar la orden de abandonarla. Comenzó entonces la larga odisea de estos hombres que se refugiaron en la pequeña isla Paulet, donde pasaron todo el invierno en un refugio de piedra construido por ellos. Luego de varios meses, al comenzar el deshielo, Larsen intentó encontrarse con el resto de sus compañeros; el 9 de noviembre de 1903 llegó finalmente a Snow Hill.
Mientras tanto, y ante la inquietud por la desaparición, el gobierno argentino decidió enviar en misión de rescate a la corbeta Uruguay, comandada por Irízar. Construida en Inglaterra en 1874, la corbeta fue reacondicionada íntegramente para poder desempeñar la tarea. Se mejoró su resistencia al hielo y se aumentó su capacidad para almacenar agua, víveres y carbón. La tripulación quedó constituida por 8 oficiales, incluyendo al comandante Irízar, y 19 subalternos. Todos fueron cuidadosamente seleccionados, ya que la travesía requería no solo de la experiencia naval sino también de resistencia a climas muy fríos y el temple necesario para aventurarse en regiones inhóspitas.
La nave zarpó desde Buenos Aires rumbo al sur el 8 de octubre de 1903; 12 días después alcanzó la ciudad de Ushuaia. Allí se demoró hasta el 1 de noviembre, en espera de otras dos expediciones organizadas para el rescate, enviadas por Suecia y Francia. Al no recibir ninguna información y de acuerdo con sus instrucciones, la Uruguay zarpó de Ushuaia y pocos días más tarde navegaba a corta distancia de la isla Paulet, sin saber que allí estaban los náufragos del Antartic. La travesía a Snow Hill fue rápida y sin contratiempos; el 8 de noviembre se produjo el encuentro con la expedición científica, sorprendente para estos, que esperaban al Antartic. Al día siguiente, arribaron al campamento el capitán Larsen y seis tripulantes del Antartic. Poco después, la Uruguay ponía proa hacia la isla Paulet, recogía a los náufragos y emprendía el regreso.
En el viaje de vuelta, a partir del 12 de noviembre, la Uruguay sufrió todas las agresiones del mar que le habían sido evitadas en el viaje de ida. El viento soplaba constantemente, el 13 y el 14 hicieron frente a un vendaval que destrozó buena parte de las instalaciones de cubierta y provocó rolidos de hasta 40 grados poniendo al buque en serio peligro. Un fuerte ruido precedió a la caída del palo mayor y el trinquete, que debieron ser hachados y arrojados al mar.
El 22 de noviembre llegaron a Santa Cruz, desde donde telegrafiaron la buena nueva. Al año siguiente la Uruguay nuevamente acudió a rescatar la expedición francesa del sabio Jean-Baptiste Charcot porque se temía equivocadamente por su suerte. Paso Drake, Cabo de Hornos, las Islas Orcadas del Sur y las Georgias del Sur, fueron por muchos años lugares transitados repetidamente por la Uruguay, hasta que en 1926 fue retirada del servicio activo. Irízar recibió el ascenso a capitán de fragata en virtud del rescate.

 Carrera posterior
Hacia 1914 dirigió la Comisión Naval Argentina en Europa; luego de la Primera Guerra Mundial, ya de regreso, fue ascendido a contraalmirante y designado al frente de la I División de la Escuadra de Mar.
En 1923 fue destinado a la supervisión de la modernización de los acorazados ARA Mariano Moreno y ARA Bernardino Rivadavia en los Estados Unidos.
En 1926 fue ascendido a vicealmirante, y en 1932 designado Prefecto Marítimo Nacional.
Desde el 16 de abril de 1931 y por dos años presidió el Centro Naval. Se retiró el 8 de enero de 1932, y falleció cuatro años más tarde.

Fuente: Fundación Marambio, Buenos Aires, Argentina

RECETA DE EMPANADAS TUCUMANAS

Ingredientes para 36 empanadas:

Masa
 1 kilogramo de Harina con Levadura Pureza de Molinos Cañuelas.
 250 gramos de grasa de cerdo.
 Agua con sal cantidad necesaria.

Relleno
1 Kilogramo de carnaza de paleta.
 Aceite de Oliva Cañuelas cantidad necesaria.
 4 cebollas blancas picadas.
 5 cebollas de verdeo picadas.
 1 cucharadita de pimentón dulce
 1 cucharadita de ají molido
 1 cucharada de vinagre
 1 taza de pasas de uva hidratadas en agua
 4 huevos duros picados
 Sal y pimienta cantidad necesaria.

Preparación del relleno:
Cortá la carnaza en cubos pequeños y pasalos por agua hirviendo con sal por 2 minutos.
En una sartén con aceite de olivaCañuelas, rehogá las cebollas hasta que transparenten, agregá la carne y los condimentos: sal, pimienta, pimentón, ají molido y el vinagre.
 Retirá del fuego y agregá las pasas de uva y el huevo picado. Dejá enfriar.

Preparaciónn para la masa:
disponer una corona de harina sobre la mesada y colocar en el centro la grasa de cerdo a temperatura ambiente, ir agregando de a poco la salmuera tibia mezclando hasta integrar.
Formar una masa lisa y homogénea. Amasar y dejar descansar media hora tapada.
Hacer pequeños bollitos y estirar con el palote círculos, colocar un poco de relleno, humedecer los bordes y hacer el repulgo deseado.
Colocar en una placa limpia y llevar al horno hasta que estén doradas.

Podés acompañar estas deliciosas empanadas con una salsa picante.
 Los ingredientes para la salsita picante, van todos rallados y son:
1 cebolla, 1 tomate, 1 diente de ajo, 2 cucharadas de aceite, sal, pimienta y gotas de tabasco o salsa ketchup.

 Fuente: Sugerencia del Cheff
 Receta con Harina Pureza de Molinos Cañuelas

martes, 14 de junio de 2016

Un ojo biónico devuelve la visión a quienes padecen ceguera congénita

El implante promete ser un principio de solución para más de 200.000 pacientes con retinitis pigmentaria que existen en el mundo, informaron especialistas.

No intenta parecerse al globo ocular en su forma, tamaño y movilidad. Su éxito radica en cumplir con la función primordial del ojo humano: ver. Lo conseguirá en blanco y negro y a grandes rasgos, "lo que no es poco para quien perdió por completo la visión durante su gestación", sostienen los responsables de difundir la nueva tecnología que en otros países se aplica desde 2006.

"El ojo biónico es un sofisticado sistema que se empezó a desarrollar hace 30 años y desde 2006 ya le cambió la vida a unas 200 personas de otros países que sufrían una patología congénita llamada retinosis pigmentaria. Dentro de muy poco también se hará en Argentina y con el tiempo servirá para otras cegueras", explicó Gustavo Fabián Casanova, médico oftalmólogo de La Clínica Privada de Ojos de Mar del Plata.
Por el momento, el ojo biónico permitirá la visión sólo a esas personas, que en la Argentina representan entre 17 a 20 de cada 100.000 habitantes.

Problema en la gestación
 Se trata de una enfermedad que aparece durante la gestación por error en un gen, que hace que la persona nazca con visión pero la vaya perdiendo progresivamente.
"Por ese error genético, los elementos encargados de captar la luz y transmitir la señal al cerebro dejan de funcionar, afectando primero la capacidad periférica hasta causar la ceguera parcial o completa", precisó Casanova, que viajó a Buenos Aires para presentar la nueva tecnología, que "hará que mucha gente decepcionada pueda hacer realidad un deseo archivado".
Este dispositivo, "por medio de corriente eléctrica transforma una imagen en estímulos que son transmitidos a la retina y de ella al cerebro, formando la imagen", un circuito que funciona a través de un anteojo "como de sol", que en su puente tiene colocada una cámara de video, explicó el especialista.
"La cámara capta la imagen y la envía a un traductor que está ubicado en la patilla del anteojo, que a su vez traduce la imagen en impulsos eléctricos hacia otro transmisor ubicado por medio de una cirugía a nivel del ojo. De ese receptor sale una lámina (cable-cinta) que se introduce en el ojo y se conecta con el chip cuyos electrodos se fijan en la retina", detalló.
Casanova añadió que esos electrodos "son los que van a transmitir el impulso eléctrico a las células de la retina y luego, por la vía óptica, al cerebro".

Recuperar la visión
"Los pacientes con retinosis pigmentaria ven a lo sumo cuando la luz está prendida o apagada. Con el ojo biónico no recuperarán totalmente la visión: verán en blanco y negro -por contrastes-, y mejorarán notablemente su capacidad deambulatoria", sostuvo el experto.
Según los resultados obtenidos de la experiencia de los casi 200 pacientes que ya lo usan en otros países, estos disciernen cuando tienen una persona delante, aunque sin percibir sus facciones; pueden ver el cordón de la vereda, un auto y hasta discernir letras de gran tamaño.
"Con esta tecnología disponible en nuestro país, una vez que se difunda, mucha gente, que antes estaba desanimada y ya no concurría al médico, seguramente va a consultar", afirmó Casanova.
El ojo biónico requiere de dos etapas: la cirugía para colocar los transmisores tanto al costado del ojo como en la retina, y la rehabilitación: el entrenamiento para el uso correcto del anteojo.
"Los resultados son óptimos cuando el proceso se cumple en todos sus pasos correctamente. Un joven alemán que practica esquí fue filmado haciendo tiro al blanco con arco y flecha", contó.
La tecnología fue aprobada en Estados Unidos por la Administración de Alimentos y Drogas (FDA, según sus siglas en inglés) y se aplicará en Argentina, donde también está a punto de ser admitido por la Anmat.
El ojo biónico tiene un costo de 160.000 dólares pero una vez que se apruebe en el país "trataremos que el sistema de salud lo incorpore para que sea accesible", dijo el médico.
Su desarrollador, la empresa Second Sight, lleva alrededor de 30 años trabajando en el dispositivo que en 2013 concluyó un estudio piloto de implantes hechos en Europa con casi 30 pacientes ciegos por retinitis pigmentaria. Actualmente, se realizan implantes en otras patologías pero todavía no hay resultados publicados.

La ley, del mínimo esfuerzo...

El padre le dice al hijo:
- Oye, asómate a la puerta para ver si está lloviendo.
- Pero, papá. ¿Por qué mejor no llamas al perro para ver si entra mojado?

13 de junio: DÍA DEL ESCRITOR

Para la cátedra de Literatura - Eduardo Galeano

Enrique Buenaventura estaba bebiendo ron en una taberna de Cali, cuando un desconocido se acercó a la mesa. El hombre se presentó, era de oficio albañil, a sus órdenes, para servirlo:
—Necesito que me escriba una carta. Una carta de amor.
—¿Yo?
—Me han dicho que usted puede.
 Enrique no era especialista, pero hinchó el pecho. El albañil aclaró que él no era analfabeto:
—Yo puedo escribir. Pero una carta así, no puedo.
—¿Y para quién es la carta?
—Para... ella.
—¿Y usted qué quiere decirle?
—Si lo sé, no le pido.
 Enrique se rascó la cabeza.
 Esa noche, puso manos a la obra.
 Al día siguiente, el albañil leyó la carta:
—Eso —dijo y, le brillaron los ojos.
Eso era. Pero yo no sabía que era eso lo que yo quería decir.

Fuente: Grata Palabra

martes, 7 de junio de 2016

Un AMOR de verdad...

Dionne Warwick & Sacha Distel - A True Love (1989)
https://youtu.be/AQeVhWaWlXs

Enemigo íntimo - Autor: ANTONIO GALA

Hay tardes en que todo
 huele a enebro quemado
 y a tierra prometida.
 Tardes en que está cerca el mar y se oye
 la voz que dice: "Ven".
 Pero algo nos retiene todavía
 junto a los otros: el amor, el verbo
 transitivo, con su pequeña garra
 de lobezno o su esperanza apenas.
 No ha llegado el momento. La partida
 no puede improvisarse, porque sólo
 al final de una savia prolongada,
 de una pausada sangre,
 brota la espiga desde
 la simiente enterrada.
En esas largas tardes
en que se toca casi el mar
 y su música, un poco
 más y nos bastaría
 cerrar los ojos para morir. Viene
 de abajo la llamada, del lugar
 donde se desmorona la apariencia
 del fruto y sólo queda su dulzor.
 Pero hemos de aguardar
 un tiempo aún: más labios, más caricias,
 el amor otra vez, la misma, porque
 la vida y el amor transcurren juntos
 o son quizá una sola
 enfermedad mortal.
Hay tardes de domingo en que se sabe
 que algo está consumándose entre el cálido
 alborozo del mundo,
 y en las que recostar sobre la hierba
 la cabeza no es más que un tibio ensayo
 de la muerte. Y está
 bien todo entonces, y se ordena todo,
 y una firme alegría nos inunda
 de abril seguro. Vuelven
 las estrellas el rostro hacia nosotros
 para la despedida.
 Dispone un hueco exacto
 la tierra. Se percibe
 el pulso azul del mar. "Esto era aquello".
 Con esmero el olvido ha principiado
 su menuda tarea...
Y de repente
 busca una boca nuestra boca, y unas
 manos oprimen nuestras manos y hay
 una amorosa voz
 que nos dice: "Despierta.
 Estoy yo aquí. Levántate". Y vivimos.

martes, 31 de mayo de 2016

VENECIA, UNA CIUDAD DE ARTE

Venecia, ciudad de arte: Sus laberintos acuáticos esconden misterios de ensueño y magia...

El vaporetto se acerca al Gran Canal y todo parece como si fuera el trabajo de uno de los grandes maestros del Renacimiento. A un lado, el Campanario de la Piazza San Marco; enfrente, la cúpula de Santa María de la Salud.
A esta hora de la mañana incontables embarcaciones se dirigen en todas direcciones llevando y trayendo gente.
Venecia, la augusta ciudad, la Sereníssima, me recibe como siempre, llena de misterios y secretos.
Repleta de rincones para ser descubiertos en un simple abrir y cerrar de ojos, por momentos atestada de visitantes, por momentos con una paz, tranquilidad y silencios apabullantes. Siempre consideré a Venecia como una de las urbes más fascinantes y cada vez que me ha tocado venir me he sorprendido profundamente.

Uno de los motivos es la forma en la que la luz, según la hora del día, baña las construcciones y espacios públicos de la isla. Un mismo lugar puede verse completamente distinto a la mañana o la tarde dándonos la impresión de que es la primera vez que pasamos por ahí.
Es una ciudad que vive de claroscuros, de contrastes. Forma parte de la historia grande de la humanidad, es orgullosa, soberbia, pero también nostálgica hasta el extremo. Grandes palacios se yerguen junto a edificios que parecen a punto de derrumbarse. Pequeñas y estrechas callejuelas desembocan en plazas públicas o campielli ocultos de la vista de desconocidos.
Cada rincón esconde una historia diferente, algunas con desenlaces felices y notorios. Otros, tristes y lúgubres. Pero lo que más sorprende es que nada se olvida: cada cuento, fábula, anécdota o invento pasa a formar parte del patrimonio intangible del lugar y siempre va a haber alguien dispuesto a desempolvarlos y narrarlos como si hubiesen sucedido ayer mismo.

 He nombrado la palabra patrimonio y en este campo la Sereníssima también se destaca. Desde su concepción urbana, cómo fue pensada, desarrollada y construida, Venecia es una obra de arte en sí misma. Al llegar a ella uno no deja de pensar cómo, desde su génesis, la ciudad se transformó en lo que vemos hoy. Cómo se fue amalgamando para contener al Puente de Rialto, al Palacio Ducal, al Ca'd'Oro, la Riva degli Schiavoni o los Mercados, distribuidos entre los diferentes sestieri o barrios. Esta es la ciudad donde vivieron Tiziano, Marco Polo, Tintoretto, Casanova y Palladio, y que vio nacer a la Escuela Veneciana, serie de movimientos artísticos que marcaron toda una época.
Mucho de lo que sucede también en Venecia se produce puertas adentro, como si ciertas cosas fuesen sólo para iniciados, lo que hace exacerbar mi curiosidad a extremos impensados, impulsándome a descubrir los mensajes que se encuentran en los relieves de sus muros, portales y puentes como si en ello me fuera la resolución de un misterio, acertijo o una simple búsqueda del tesoro.

 Las cosas aquí toman para mí un ribete casi onírico. A veces me siento como en una historia del Corto Maltés, el magnífico personaje creado por Hugo Pratt, gran compañía en noches de insomnio, en las que algo mágico puede suceder en cualquier momento.
Podría afirmar que Venecia es atemporal o que en ella el tiempo se detuvo hace rato. Sigue siendo la misma, pero siempre la veo de manera diferente.
El vaporetto llega a destino. No puedo esperar a perderme en su laberíntico trazado urbano...

Fuente: Iván de Pineda,
para Revista La Nación, Buenos Aires, Argentina.

(Jorge L. Icardi, Reportero internacional....)

domingo, 29 de mayo de 2016

Martín del Barco Centenera

Hombre de la Iglesia y poeta, Martín del Barco Centenera nació en Logrosán(Cáceres) en 1535. Hijo de labradores ricos, fue un estudiante aplicado que quiso hacer carrera en la Iglesia y marchó a Salamanca para prepararse convenientemente. Obtuvo el título de licenciado en teología; así al menos lo afirma Hernando de Montalvo, al declarar en una Información de 1593 que vio el título dos o tres veces, aunque no queda constancia en los registros de la universidad española.
Inducido por el pensamiento misionero lascasiano y llevado de su curiosidad emotiva, quiso conocer la realidad conquistadora y las tribulaciones indígenas en su ambiente natural. En Madrid consiguió el nombramiento de Arcediano de la Catedral de Asunción en el Paraguay y se embarcó para América como capellán en la armada del Adelantado del Río de la Plata Juan Ortiz de Zárate "con criados, bien tratado y como hombre de lustre".
Tras casi dos años de navegación, llegó a la cuenca del Río de la Plata a finales de 1573. Organizado el alojamiento de la gente y acomodado el campamento, marchó a la ciudad de Asunción, hoy capital de la República del Paraguay.

Conquistador de almas
Acompañó la expedición del capitán Ruy Díaz Melgarejo para asistir espiritualmente a la tropa y empuñar las armas cuando era necesario defenderse de los ataques indígenas. Aprendió el guaraní y, empezando por la isla de Martín García, intervino en varias expediciones de exploración y en la conversión de numerosos indígenas. Cuando murió el Adelantado Ortiz de Zárate en 1576 y, fue reemplazado interinamente por Diego de Mendieta, dejó este cargo, al parecer porque entre Mendieta y Martín del Barco Centenera existía cierta tirantez, nacida de viejas rencillas o malentendidos (lo procesaron como conspirador durante el primer año de gobierno rioplatense de Mendieta, en 1576) Del Barco no quiso continuar prestando su asistencia espiritual a las tropas y pasó a la diócesis de Chuquisaca, donde gobernaba su viejo amigo el obispo Granero de Ávalos, al que conoció en Extremadura cuando estuvo en Plasencia(Cáceres). Granero de Ávalos lo nombró capellán de la Real Audiencia de Charcas y, posteriormente, vicario de la zona de Potosí, y se radicó en Porco.

Concilio limense
Promovidos por el arzobispo de Lima fray Jerónimo de Loayza, se celebraron los dos primeros concilios limenses en 1551 y 1567 y, como fray Jerónimo falleció en 1575, su sucesor en la silla arzobispal fray Toribio de Mogrovejo convocó el tercero en 1582. Acompañando a su amigo, el obispo Granero de Ávalos, Martín del Barco asistió como secretario a este concilio y, durante su celebración tuvo diferencias de criterio y hasta enfrentamientos con fray Toribio de Mogrovejo, en el sentido de que tomó partido por los que defendían suavizar ciertos aspectos de la disciplina eclesiástica. Cuando terminó el concilio fue nombrado comisario del Santo Oficio en Cochabamba, además de ocupar el cargo de vicario en Chuquisaca, gracias a su amigo el obispo Granero de Ávalos.
Ayudó activamente a sofocar un levantamiento de mestizos que debió estallar en Asunción simultáneamente con el de Santa Fe.

Proceso por conducta
Su comportamiento en Cochabamba dejó al parecer bastante que desear. Fue acusado y condenado con la privación de su oficio inquisitorial por el visitador Dr. Juan Ruiz de Prado el 14 de agosto de 1590. Los cargos fueron haber publicado bandos en Oropesa y Cochabamba, tratando a sus vecinos de judíos y moros, y haber ejercido venganza contra sus enemigos personales mediante aplicación de la autoridad inquisitorial que le confería su cargo. Y, además de ser acusado de esos bandos infamantes, sumó otros cargos por haber sido visto ebrio, por dedicarse al comercio, por haber mantenido relaciones ilícitas en Lima y por vivir amancebado con una mujer casada. El expediente se firmó en Lima por los testigos Lamberto Polanco, Francisco Rosel y Juan Sarabia ante el escribano Juan Martínez de Mecolaeta.
Se le impusieron 250 pesos de multa y se le inhabilitó para ejercer cargos del Santo Oficio. La sentencia se encuentra en el Archivo Histórico Nacional de España(Inquisición, leg. 1640, exp. 2).
Regresó a Asunción, donde ejerció el gobierno de la Iglesia por breve tiempo. Designado procurador de Buenos Aires ante la Corte de 1594, regresó definitivamente a España.

Estancia en Portugal y composición de su epopeya
Se estableció en Lisboa(Portugal) como capellán del virrey don Cristóbal de Moura, marqués de Ciudad Rodrigo. Allí publicó su poema La Argentina(1602) y murió poco después. El mérito poético de este poema heroico es escaso, como el de la mayoría de las epopeyas americanas compuestas en esta época, salvo La Araucana, de Alonso de Ercilla, que, de todas formas, es bastante anterior. Sin embargo, su valor histórico y documental es considerable. Se describe casi un cuarto de siglo de esfuerzos españoles para colonizar aquello que con el tiempo sería la actual Argentina y sus tierras limítrofes en que fue testigo presencial y, por tanto, viene a llenar un vacío considerable en el conocimiento de la historia de ese periodo, de otra forma peor conocida. Alude además a las piraterías de Francis Drake y Thomas Cavendishy, a los acontecimientos de importancia durante el gobierno del virrey Toledo en Perú. Varios de los violentos terremotos de la época también se mencionan y describen, aunque no siempre con exactitud en cuanto a fechas.

Obras
La Argentina y Conquista del Río de la Plata: con otros acaecimientos de los reynos del Perú, Tucumán, y estado del Brasil. Lisboa: Pedro
Crasbeeck, 1602.
En esta obra, aparece por primera vez el topónimo "Argentina", para denominar a esta región.

Diez síntomas del cáncer que pueden pasar desapercibidos

Pérdida de peso inexplicable, fiebre, cansancio, heridas que no cicatrizan y dificultades para tragar son algunas de las señales que pueden encender la alerta. 

La mayoría de las personas cuando escuchan la palabra cáncer la asocian con una enfermedad peligrosa con un desenlace fatal.
Pero desde los años 70, el porcentaje de supervivencia se ha multiplicado por tres gracias sobre todo a un diagnóstico precoz.
Y es que, en realidad, la mayoría de los cánceres son tratables con un resultado favorable para el paciente cuando se diagnostican antes de que se haya desarrollado demasiado.
Un diagnóstico precoz puede evitar que el cáncer se extienda por el resto del cuerpo.
El problema es que muchas veces, por no querer molestar al médico o no darles suficiente importancia, ignoramos algunos síntomas que pueden ser cruciales para un diagnóstico temprano.

Según un estudio elaborado por la organización Cancer Research UK, más de la mitad de los británicos han sufrido alguna vez uno de los síntomas que podrían indicar la presencia de un cáncer, pero sólo el 2% pensaron que podían padecer la enfermedad y más de un tercio ignoraron por completo las alarmas y no acudieron al médico.
Katriina Whitaker, investigadora del University College de Londres y autora principal de la investigación dijo: "La gente cree que no debemos animar a las personas a ser hipocondriacas, pero tenemos un problema con los individuos a los que les da vergüenza ir al médico pues creen que van a hacerle perder el tiempo y van a malgastar inútilmente los recursos del sistema de salud".
"Tenemos que lanzar el mensaje de que si tienes síntomas que no desaparecen, particularmente aquellos que se consideran señales de alarma, no debes ignorarlos, debes ir al médico y buscar ayuda", señaló.

BBC Mundo te explica 10 síntomas generales del cáncer que según la Sociedad Estadounidense del Cáncer no debes ignorar.
1. Pérdida de peso inexplicable
La mayoría de las personas con cáncer experimentan pérdida de peso en algún momento.
Cuando se pierde peso sin razón aparente, se le llama pérdida de peso inexplicable.
Una pérdida de peso inexplicable de 5Kg o más puede ser el primer signo de cáncer.
Esto ocurre con más frecuencia en caso de cáncer de páncreas, estómago, esófago o pulmón.
2. Fiebre
La fiebre es muy común en los pacientes que tienen cáncer, aunque ocurre con más frecuencia después de que el cáncer se ha propagado desde el lugar donde se originó.
Casi todas las personas con cáncer experimentarán fiebre en algún momento, especialmente si el cáncer o sus tratamientos afectan al sistema inmunológico.
Con menor frecuencia, la fiebre puede ser un signo temprano de cáncer, como por ejemplo en caso de la leucemia o el linfoma.
3. Cansancio
El cansancio es un agotamiento extremo que no mejora con el descanso.
Puede ser un síntoma importante a medida que el cáncer progresa.
No obstante, en algunos cánceres, como la leucemia, el cansancio puede ocurrir al principio.
Algunos cánceres de colon o estómago pueden causar pérdida de sangre que no es evidente.
Ésta es otra manera en la que el cáncer puede causar cansancio.
4. Cambios en la piel
Junto con los cánceres de piel, algunos otros cánceres pueden causar cambios en la piel que se pueden ver. Estos signos y síntomas incluyen:
Oscurecimiento de la piel (hiperpigmentación)
Coloración amarillenta de la piel y de los ojos (ictericia)
Enrojecimiento de la piel (eritema). Picazón (prurito)
Crecimiento excesivo de vello
5. Un cambio en el hábito de evacuación o en la función de la vejiga
El estreñimiento, la diarrea o un cambio en el tamaño de las heces fecales por un tiempo prolongado puede que sea un signo decáncer del colon.
Por otro lado, el dolor al orinar, sangre en la orina o cambios en la función de la vejiga (tales como orinar con mayor o menor frecuencia) pudieran estar relacionados con cánceres de vejiga o próstata.
6. Heridas que no cicatrizan
Mucha gente sabe que los lunares que crecen, duelen o sangran pueden ser síntomas de cáncer de piel, pero también debemos estar atentos a las pequeñas heridas que no cicatricen en más de cuatro semanas.
Una llaga en la boca que no se cura puede deberse a un cáncer oral.
Cualquier cambio en la boca que dure mucho tiempo se debe examinar inmediatamente por un médico o dentista.
Las llagas en el pene o la vagina podrían ser signos ya sea de una infección o de un cáncer en etapa inicial, y deben ser examinadas por un profesional de la salud.
7. Sangrado
Un sangrado inusual puede ocurrir en caso de cáncer en sus etapas iniciales o avanzadas.
Toser sangre podría ser un signo de cáncer de pulmón.
Por otro lado, si aparece sangre en el excremento (lo que puede tener un color muy oscuro) podría ser un signo de cáncer de colon o cáncer de recto.
El cáncer de cuello uterino del endometrio (revestimiento del útero) puede causar sangrado vaginal anormal.
Asimismo, la sangre en la orina puede que sea un signo de cáncer de vejiga o del riñón.
Una secreción con sangre que salga del pezón puede que sea un signo de cáncer de seno.
8. Endurecimiento o una masa en cualquier parte del cuerpo
Muchos cánceres se pueden palpar a través de la piel.
Estos cánceres se presentan principalmente en los senos, los testículos, los ganglios linfáticos (glándulas) y en los tejidos blandos del cuerpo.
Una masa o endurecimiento puede ser un signo temprano o tardío de cáncer.
9. Dificultad para tragar
La indigestión o dificultad para tragar persistente pueden ser signos de cáncer de esófago (el tubo de deglución que llega hasta el estómago), de estómago o de faringe (garganta).
No obstante, como la mayoría de los síntomas en esta lista, a menudo son causados por otras causas distintas al cáncer.
10. Tos persistente o ronquera
Una tos persistente puede que sea un signo de cáncer de pulmón.
Lo aconsejable es visitar a nuestro médico si llevamos padeciéndola más de tres semanas.
Mientras, la ronquera puede ser un signo de cáncer de laringe o de la glándula tiroides.

Fuente: BBC Mundo

Ángel Vargas con Ángel D'Agostino y su Orquesta Típica

Palais de Glace
Compositor: Enrique Cadícamo (1900-1999) - Año de grabación: 1944
https://youtu.be/YqGJMNZcBQo

jueves, 12 de mayo de 2016

“La independencia es otro nombre de la dignidad” (Eduardo Galeano)

Palabras pronunciadas el 22 de febrero de 2011, en la ceremonia de entrega de la Medalla 1808, que el jefe de Gobierno de la ciudad de México, Marcelo Ebrard, otorgó al escritor Eduardo Galeano

Quiero dedicar este homenaje a la memoria viva de dos Carlos: Carlos Lenkersdorf y Carlos Monsiváis, amigos muy queridos que ya no están, pero siguen estando.
Y empiezo por decir gracias: Gracias, Marcelo, por este regalo, esta alegría. Te digo gracias en nombre propio y también en nombre de los muchos sureños que jamás olvidarán su gratitud a México, el país de su exilio, refugio de perseguidos en los años de mugre y miedo de nuestras dictaduras militares.
Y quiero subrayar que México merece, por eso y por muchos otros motivos, toda nuestra solidaridad, ahora que esta tierra entrañable está siendo víctima de la hipocresía del narcosistema universal, donde unos ponen la nariz y otros ponen los muertos, y unos declaran la guerra y otros reciben los tiros.
Este acto generoso me honra por venir de quien viene. La ciudad de México está a la vanguardia en la lucha por los derechos humanos, en un amplio abanico que va desde la diversidad sexual hasta el derecho a respirar, que ya parecía perdido.
Y mucho me honra recibir esta ofrenda, porque mucho tiene de desafío: en nuestros países la independencia plena es todavía, en gran medida, una tarea por hacer, que nos convoca cada día.

En la ciudad de Quito, al día siguiente de la independencia, una mano anónima escribió en una pared: Último día del despotismo y primero de lo mismo.
Y en Bogotá, poco después, Antonio Nariño advertía que el alzamiento patriótico se estaba convirtiendo en baile de máscaras, y que la independencia estaba en manos de caballeros de mucho almidón y mucho botón, y escribía: Hemos mudado de amos.
Y el chileno Santiago Arcos comprobaba, desde la cárcel:
–Los pobres han gozado de la gloriosa independencia tanto como los caballos que en Chacabuco y Maipú cargaron contra las tropas del rey.
Todas nuestras naciones nacieron mentidas. La independencia renegó de quienes, peleando por ella, se habían jugado la vida; y las mujeres, los analfabetos, los pobres, los indios y los negros no fueron invitados a la fiesta. Aconsejo echar un vistazo a nuestras primeras Constituciones, que dieron prestigio legal a esa mutilación. Las Cartas Magnas otorgaron el derecho de ciudadanía a los pocos que podían comprarlo. Los demás, y las demás, siguieron siendo invisibles.

Simón Rodríguez tenía fama de loco, y así lo llamaban: El loco. Decía locuras, como éstas:
–Somos independientes, pero no somos libres. La sabiduría de Europa y la prosperidad de los Estados Unidos son, en nuestra América, dos enemigos de la libertad de pensar. Nuestra América no debe imitar servilmente, sino ser original.
Y también:
–Enseñemos a los niños a ser preguntones, para que se acostumbren a obedecer a la razón: no a la autoridad como los limitados, ni a la costumbre como los estúpidos.
Al que no sabe, cualquiera lo engaña. Al que no tiene, cualquiera lo compra.
Don Simón decía locuras, y hacía locuras. Allá por mil ochocientos veinte y pico, sus escuelas mezclaban a los niños y a las niñas, a los pobres y a los ricos, a los indios y a los blancos, y también unían la cabeza y las manos, porque enseñaban a leer y a sumar, y también a trabajar la madera y la tierra.
En sus aulas no se escuchaban los latines de sacristía y se desafiaba la tradición del desprecio por el trabajo manual. Poco duró la experiencia. Un clamor de indignadas voces exigía la expulsión de este sátiro que ha venido a corromper a la juventud, y el mariscal Sucre, presidente del país que ahora llamamos Bolivia, le exigió la renuncia.
A partir de entonces, anduvo a lomo de mula, peregrinando por las costas del Pacífico y las montañas de los Andes, fundando escuelas y formulando preguntas insoportables a los nuevos dueños del poder:
–Ustedes, que imitan todo lo que viene de Europa y de los Estados Unidos, ¿por qué no les imitan la originalidad, que es lo más importante?
Este viejo vagabundo, calvo, feo y barrigón, el más audaz y el más querible de los pensadores de América, estaba cada día más solo, y solo murió.
A los ochenta años, escribió:
–Yo quise hacer de la tierra un paraíso para todos. La hice un infierno para mí.
Simón Rodríguez fue un perdedor. Según la escala de valores de este mundo, que sacraliza el éxito y no perdona el fracaso, los hombres como él no merecen memoria.
Pero, ¿acaso no está vivo don Simón en la energía de dignidad que hoy recorre nuestra América de norte a sur? ¿Cuántos hablan por su boca, aunque no lo sepan, como hablaba en prosa aquel personaje de Molière que no sabía que hablaba en prosa?
¿Acaso don Simón no nos sigue enseñando, un siglo y medio después de su muerte, que la independencia es otro nombre de la dignidad?

Es verdad que todavía pesa, y mucho, la herencia colonial, que aplaude la copia y maldice la creación y admira, como denunciaba don Simón, las virtudes del mono y del papagayo. Pero también es verdad que son cada vez más los jóvenes que sienten que el miedo es una cárcel humillante y aburrida, y libremente se atreven a pensar con sus propias cabezas, sentir con sus propios corazones y caminar con sus propias piernas.
Yo no creo en Dios, pero sí creo en el humano milagro de la resurrección. Porque quizás se equivocaban aquellos dolientes que se negaban a creer en la muerte de Emiliano Zapata, y creían que se había marchado a Arabia en un caballo blanco, pero sólo se equivocaban en el mapa. Porque a la vista está que Zapata sigue vivo, aunque no tan lejos, no en las arenas de Oriente: él anda cabalgando por aquí, aquí cerquita nomás, queriendo justicia y haciéndola.
Y fíjense ustedes lo que ha ocurrido con otro perdedor, José Artigas, el hombre que hizo la primera reforma agraria de América, antes que Lincoln y antes que Zapata.
Hace casi dos siglos, él fue vencido y condenado a la soledad y al exilio. En años recientes, la dictadura militar del Uruguay le erigió un ampuloso mausoleo, queriendo encerrarlo en cárcel de mármol. Pero cuando la dictadura intentó decorar el monumento con algunas de sus frases, no encontró ninguna que no fuera subversiva.
Ahora el mausoleo tiene fechas y nombres de batallas, y ninguna frase. Involuntario homenaje, involuntaria confesión: Artigas no es mudo, Artigas sigue siendo peligroso.
Cosa curiosa: con tantos vivos que hablan sin decir, en nuestras tierras hay muertos que dicen callando.
Bienaventurados sean los perdedores, porque ellos cometieron la insolencia de amar a su tierra, y por ella se jugaron la vida. Pero está visto que el patriotismo es el honorable privilegio de los países dominantes: sólo los que mandan tienen el derecho de ser patriotas. En cambio, los países dominados, condenados a obediencia perpetua, no pueden ejercer el patriotismo, so pena de ser llamados populistas, demagogos, delirantes: nuestro patriotismo se considera una peste, peste peligrosa, y los amos del mundo, que nos toman examen de Democracia, tienen la mala costumbre de conjurar esta amenaza a sangre y fuego.
Bienaventurados sean los perdedores, porque ellos se negaron a repetir la historia y quisieron cambiarla.
Bienaventurados sean los perdedores, y malditos sean quienes confunden el mundo con una pista de carreras y lanzados a las cumbres del éxito trepan lamiendo hacia arriba y escupiendo hacia abajo.
Bienaventurados sean los indignados, y malditos sean los indignos.
Maldita sea la exitosa dictadura del miedo, que nos obliga a creer que la realidad es intocable y que la solidaridad es una enfermedad mortal, porque el prójimo es siempre una amenaza y nunca una promesa.
Bienaventurado sea el abrazo, y maldito sea el codazo.

Sí, pero… Cuántos perdedores, ¿no?
Cuando algún periodista me pregunta si soy optimista, yo contesto, sinceramente:
–A veces. Depende de la hora.
Siempre me parecieron más bien inhumanos los optimistas full time.
Creo que el desaliento es un derecho humano, y de algún modo es también la prueba de que somos humanos, porque no sufriríamos el desaliento si no tuviéramos aliento.
Hay que reconocer que no es muy alentadora la realidad, que tiene la jodida costumbre de recompensar a los exprimidores del prójimo y a los exterminadores de la tierra, el agua y el aire. Y en cambio, las más apasionantes aventuras de transformación de la realidad suelen quedarse a mitad de camino, o se extravían y se pierden, y muchas veces terminan mal.
Hay que reconocerlo, digo, pero también cabe preguntar: Cuando esas lindas experiencias colectivas terminan mal, ¿de veras terminan? ¿No hay nada que hacer, sólo nos queda resignarnos y aceptar el mundo tal cual es, como si fuera destino?
Hace pocos años, se puso de moda la teoría del fin de la historia. Más de uno se tragó ese sapo, a pesar de que el sentido común nos demuestra, con poderosa sencillez, que la historia nace de nuevo cada mañana.
Lo mejor de este asunto de vivir está en la capacidad de sorpresa que la vida tiene. ¿Quién podía presentir que los países árabes iban a vivir este huracán de libertad que están ahora viviendo? ¿Quién iba a creer que la plaza de Tahrir iba a dar al mundo esta lección de democracia? ¿Quién iba a creer lo que ahora puede creer ese muchachito plantado en la plaza durante días y noches, cuando dice:
“Nadie nos va a mentir nunca más”!

Al fin y al cabo, cuando la historia dice adiós, o eso parece decir, ella nos está diciendo, o al menos murmurando: hasta luego, hasta lueguito, nos estamos viendo.
Y yo me despido de ustedes, ahora, que ya es hora, como la historia me enseñó, diciéndoles gracias, diciéndoles: hasta luego, hasta lueguito, nos estamos viendo.

Kambó: ¿qué es y para qué se usa el veneno de rana?

La sustancia fue secuestrada en un operativo en el que se desbarató una banda narco; es usada desde hace siglos por diversas tribus del amazonas para purgar el cuerpo y limpiarlo de toxinas. 

Hace unos días, la Policía Federal desbarató una organización acusada de comercializar drogas sintéticas y estupefacientes elaboradas a base de hongos, cactus y veneno de ranas.
Esta última sustancia se llama kambó y, según explicaron desde la revista THC, "es usada desde hace siglos por diversas tribus del amazonas para purgar el cuerpo y limpiarlo de toxinas".
Se aplica a través de una quemadura en la piel y produce "intensos efectos que incluyen vómitos, sudor, taquicardia, pérdida de control de esfínter, mareos y dolor abdominal, que se extienden por 15 minutos". Recién pasadas las 24 horas se experimenta "un aumento de la energía física". Desde THC detallaron que "los efectos que produce la secreción de la rana no son psicoactivos ni visionarios" y que "su empleo es exclusivamente terapéutico".

Su uso en Sudamérica
Según publicó la BBC Mundo, el uso de kambó "con presuntos objetivos terapéuticos se está extendiendo a nivel internacional y sobre todo en Sudamérica, con la promesa de curar todo tipo de enfermedades".
"Aunque científicos advierten que ninguno de los beneficios que se le atribuye está probado científicamente y que en algunos casos su uso podría ser fatal", aclara la BBC.
La sustancia que secreta la Phyllomedusa bicolor, también conocida como rana kambó o rana mono grande, es utilizada por el anfibio para defenderse de los depredadores.
Esta rana, de un brillante color verde, vive principalmente en la selva del estado de Acre, en el noreste de Brasil y también en otros países amazónicos, como Bolivia, Colombia, Guyana, Perú y Venezuela.

Rito y tradición
La BBC Mundo detalla que tradicionalmente los katukinas, kaxinawás y ashaninkas, entre otros grupos indígenas de Brasil, han utilizado kambó en rituales para reforzar el sistema inmunológico.
Para ello cazan la rana tras seguir sus cantos, la inmovilizan atándole sus cuatro extremidades, y le retiran la secreción rascándole la espalda con una espátula. Y más recientemente, chamanes occidentales empezaron a replicar las ceremonias en entornos urbanos.
Para que surta el efecto prometido, el interesado debe acudir a la sesión en ayunas. Allí tomará hasta tres litros de agua, mientras el chamán le realiza una serie de quemaduras superficiales en forma de puntos. "En la pantorrilla en el caso de las mujeres y en los brazos o en el pecho en los hombres", explica Fuentes.
Sobre esas leves heridas abiertas aplicará después la sustancia extraída de la rana que, al haber sido combinada con agua y secada sobre una tabla de madera, es ya una pasta blanquecina. La dosis- el número de puntos- y la periodicidad de la aplicación depende de la edad y la constitución de la persona, así como del número de veces que haya utilizado antes la sustancia, explican los chamanes.

Advertencias
Científicos advierten que ninguna de las propiedades ni "milagros" que se le atribuyen a la sustancia está científicamente probados, indica la BBC Mundo.
"Es sabido que el veneno de la Phyllomedusa tiene péptidos con una potente actividad agonista opioide, como las deltorfinas y las dermorfinas, por lo que la sensación de bienestar experimentada por los usuarios de kambó puede deberse a ellas", dice a BBC Mundo Leonardo de Azevedo Calderón, de la Fundación Oswaldo Cruz (Fiocruz) de Brasil, uno de los principales centros de investigación sobre salud pública del mundo.
Se trata, pues, de una reacción biológica momentánea a estos químicos, según el doctor en biomedicina. El especialista va más allá y habla de riesgos: "En mi opinión, la aplicación del kambó no es una práctica segura", dice, según cita BBC Mundo. "Las Phyllomedusas bicolor jóvenes son similares a otras Phyllomedusas adultas con secreciones cutáneas tóxicas", explica.
"Así, los chamanes inexpertos pueden administrar el veneno equivocado y los usuarios sufrir efectos secundarios peligrosos", añade.

lunes, 9 de mayo de 2016

De La Ostia y El Grandote en grageas...

Venían los Hermanos Gemelos, De La Ostia y El Grandote, de regreso velozmente de una suculenta fiesta, un tanto excedidos de copas.
De repente, un control a la vista y los para la Gendarmería.
De La Ostia que venía al volante, le pregunta desesperado al Grandote:
-¡¡Grandote!! Mirá, ¡la Gendarmería! ¿qué hago?
-Dejámelo a mí. Vas a ver que no pasa nada.
El Grandote, tira un poco de desodorante de ambientes para que desaparezca el perfume etílico y, procurando que no se le trabe la lengua, le explica al guardia que son economistas, que vienen de una reunión secreta con el Ministro Pratt Gay y que se dirigen con toda premura a la Casa de la Moneda, para empezar a imprimir el nuevo peso argentino.
El Gendarme lo escucha atentamente y para concluir, El Grandote le dice a De La Ostia que le de una contribución de 100 pesos, tras lo cual, los deja seguir.
De La Ostia reinicia la marcha y a los 50 metros otro control...
-¡Joder, joder Grandote! ¡Otro control! ¿qué hago?
-Pará, dejámelo a mí. Ya viste que la historia de los economistas vende y ¡muy bien!
-Buenas noches señores -dice el Gendarme y agrega: ¡Ah, ustedes son los economistas!
-Así es flaco, acá tenés una contribución. ¡Vamos de raje! -dice De La Ostia, dándole los 100 pesos.
El Gendarme los deja seguir. Continúan el viaje y al rato otro control...
-Pero, ¡Esto es una cosa de locos! ¡Mirá Grandote, otro control de la Gendarmería! ¿qué hago?
-¡Tranquilizate! ¡No seas troglodita y tratá con deferencia a estos muchachos! ¿Acaso no te diste cuenta que ya nos conocen como los economistas?
Hablemos como verdaderos profesionales, total ya viste, con 100 pesos nos dejan seguir adelante...
-Sí, pero pará un poquito loco... ¡este es el tercero! -dijo exaltado De La Ostia.
Llegan al control; el Gendarme los saluda con afecto. Le cuentan la de Pratt Gay, el petiso De La Ostia le da los 100 pesos y finalmente, les dice el oficial de Gendarmería:
-Bueno muchachos... Hagamos un trato. Si me dan 100 pesos más les digo cómo salir de la rotonda...

El vuelo que se retrasó por miedo a la ecuación matemática de un pasajero...

¿Puede un simple cálculo detener el despegue de un avión?. 

Un economista italiano contó que su vuelo se retrasó después de que una pasajera lo viera trabajando en una ecuación diferencial y alertara a los tripulantes de cabina del avión.
Guido Menzio fue interrogado por unos agentes que no se identificaron, después de que una mujer sentada a su lado dijera que no se sentía bien.
Les mostró lo que estaba escribiendo y el avión finalmente despegó, pero más de dos horas tarde.
Menzio dijo al diario estadounidense Washington Post que el piloto parecía avergonzado.
El economista escribió en Facebook que la experiencia fue "increíble" y que lo hizo reír.
El profesor de la Universidad de Pennsylvania había abordado un avión de Philadelphia, Pennsylvania, a Syracuse, Nueva York, el jueves, en camino a Ontario, Canadá, donde debía dar una conferencia.
Antes de que el vuelo despegue, la mujer que iba a su lado entregó una nota a uno de los tripulantes de cabina.
Al inicio, dijo que no se sentía bien, pero luego les comunicó sus sospechas sobre los garabatos de Menzio.

Preocupante
El profesor universitario comentó que el hecho había sido "gracioso, pero también preocupante".
"La mujer apenas me miró, apenas miró mi escritura de fórmulas misteriosas y concluyó que me estaba preparando para algo que no era nada bueno", dijo Menzio. "Debido a eso, todo un vuelo fue retrasado", agregó.
Menzio dijo a Associated Press que los tripulantes debieron aplicar revisiones adicionales antes de retrasar el vuelo.
El italiano cree que "no buscar información adicional después de un reporte de 'actividad sospechosa' va a crear muchos problemas, especialmente por el hecho de que surjan actitudes xenofóbicas".

American Airlines, cuyo socio regional Air Wisconsin estaba operando el vuelo, dijo que los tripulantes siguieron el protocolo para cuidar a un pasajero enfermo e investigar sus acusaciones y concluyeron que no eran creíbles.
La mujer fue designada a otro vuelo.

Fuente: lanacion.com/sinbarreras

domingo, 24 de abril de 2016

Arminda Aberastury... ¿La conocés?

Nació en Buenos Aires, el 24 de septiembre de 1910.
Falleció en esta misma ciudad, el 24 de noviembre de 1972.
fue una Psicoanalista argentina, pionera del psicoanálisis de niños y adolescentes. Conocida afectuosamente como La Negra, su biografía está ligada a la historia del psicoanálisis de niños en la Argentina y en Latinoamérica.
Hija del escritor Francisco Aberastury y sobrina del médico Maximiliano Aberastury, nació en el seno de una familia de intelectuales. Se recibió de maestra y de profesora en Ciencias de la Educación, egresada de la Facultad de Filosofía y Letras de Buenos Aires, donde fue docente en la Cátedra de Psicología de la Niñez y de la Adolescencia.
En 1937 se casa con el Psiquiatra
Enrique Pichón Rivière, quien con Ángel Garma, será socio fundador de la Asociación Psicoanalítica Argentina (APA) en 1942.
Integrante del grupo que creó las bases del psicoanálisis en el país junto a Marie Langer, Alberto Tallaferro, Luisa Gambier Álvarez de Toledo, Luis y Arnaldo Rascovsky, Eduardo Krapf,
Celes Cárcamo, Simon y Matilde Wencelblat y su hermano el eminente embriólogo y grafólogo Federico Aberastury, entre otros.
Influenciada por el trabajo sobre psicoanálisis infantil de
Anna Freud, fue pionera en los métodos de
Sophie Morgenstern y en traducir al castellano y luego en mantener correspondencia con la célebre Melanie Klein. Aberastury llegó a ser vista como una "embajadora" de Klein en América Latina.
Mujer de gran belleza, se divorció en 1965. Afectada por una enfermedad de la piel que la desfiguraba, Aberastury se quitó la vida en 1972, a la edad de 62 años. Lo hizo tras ingerir, en planificada secuencia y en su juego de copas favorito, una sobredosis de barbitúricos.

Obras notables
Teoría y técnica del psicoanálisis de niños.
La adolescencia normal.
El niño y sus juegos.
La paternidad.
Aportaciones al psicoanálisis de niños.

Legado[
La APA instituye en 1973 el Premio Arminda Aberastury al mejor trabajo sobre psicoanálisis con niños y/o adolescentes.
También se funda el Instituto di Psicosomatica Psicoanalítica Arminda Aberastury en Perugia, Italia, en 1998 y,
se denomina con su nombre la Escuela de Educación Especial N° 17 de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires,
así como cada "Jornada Anual del Departamento de Niños y Adolescentes, celebrada por la Asociación Psicoanalítica Argentina.

Mariano Mores - "El firulete" (1958)

Orquesta Sinfónica de RTVE
Arreglos y dirección, Juan José García Caffi
https://youtu.be/Nn1JPTYjBUU

¿Cuánto duran los alimentos en el freezer?

 * Carnes enteras crudas: 6 meses
 * Carnes picadas crudas: 3 meses
 * Carnes cocidas: 3 meses
 * Aves crudas: de 3 a 6 meses
 * Aves cocidas: 2 meses
 * Pescados y mariscos frescos: 3 meses
 * Salsas: 1 mes
 * Verduras y frutas: 8 meses
 * Pan y bolleria: 3 meses
 * Jugos pasteurizados abiertos: 1 mes
 * Dulces artesanales: 2 meses
 * Preparaciones cocidas: de 2 a 3 meses
 * Agua de red: 6 meses

 Siempre acordate de poner en el envase una etiqueta con la fecha en
que freezas el alimento, así de esa forma podés saber bien cual es el
tiempo que lleva congelado!

Natalia Serafini
Lic. en Nutrición

miércoles, 13 de abril de 2016

Día Internacional del Beso ¿por qué se celebra?

Cierre los ojos y piense en el beso que le gustaría dar o recibir. ¿Se imagina besar a alguien por más de cincuenta horas? Puede sonar imposible, pero ocurrió. Fue una pareja tailandesa la que rompió el récord durante un certamen, al besarse 58 horas consecutivas. Un año atrás habían hecho lo mismo durante 46 horas.
Es por eso que cada 13 de abril se celebra el Día Internacional del Beso.

El concurso se realiza anualmente en Tailandia y para participar es necesario estar casados o demostrar una relación estable con una carta escrita por los padres de los novios. Los ganadores del concurso que batieron el récord recibieron como premio 2500 euros y dos anillos con diamantes por su hazaña, según el diario El Mundo.

Para demostrar afecto o saludar, en la mejilla, la frente o la boca, los besos son el lenguaje universal del amor y estrechan vínculos entre las personas. Además, desde el punto de vista clínico reducen los niveles de cortisol y aumentan los niveles de oxitocina.
El primer beso o el último, el de una abuela a su nieto, el de una mamá a su bebe o el de un niño a su mascota, todos son especiales. Hay besos breves o besos de película, como el del film "You're in the Army Now", en el que Regis Toomey y Jane Wyman se besan durante tres minutos y cinco segundos. Ese récord fue superado en 2010 por la película "Elena Undone", que incluye un beso entre dos mujeres de tres minutos y 24 segundos.
Aunque la fecha no es tan popular como San Valentín, es una gran oportunidad para los enamorados...

5 recetas para diabéticos

Las limitaciones no tienen que llevar a una dieta monótona y sin sabor. Aquí, algunas ideas. 

Además de los chequeos y los cambios en el estilo de vida, es fundamental para las personas con diabetes controlar qué alimentos consumen y cómo para no aumentar sus niveles de glucosa en sangre. Si bien hay algunos elementos que hay que eliminar del todo, hay muchas alternativas para comer sabroso y saludable.
"La dieta tiene que parecerse bastante a una alimentación normal. Se debe consumir más fibra y pescado y reducir la cantidad de calorías", agrega el Dr. Claudio González, Director Médico de MSD Argentina.
A continuación, cinco recetas que van de postres a guisos para alcanzar el balance adecuado.

Asesoramiento: Cocina Amateur y Fundación para la Diabetes

Cheesecake de chocolate:
Ingredientes para la masa:
• 30 galletas de gluten dulces.
• 1 taza de sustituto del azúcar (Splenda, Sucralosa, Zucra).
• 60 g de manteca light.
Ingredientes para la crema:
• 1/2 kilo de ricota descremada.
• 400 g de queso crema light tipo Philadephia.
• 200 g de queso crema light tradicional.
• 3 yemas.
• 2 claras.
• 1 y 1/2 tazas de sustituto de azúcar.
• Ralladura de naranja  1 cucharada de esencia de vainilla.
• 1 postre mousse de chocolate light

Preparación:
Poner las galletas en una bolsa de nylon resistente y, con el palote, molerlas hasta que queden como una arena. Incorporar el azúcar y unir con la manteca pomada. Humedecer la base de un molde desmontable con rocío vegetal y cubrir con la mezcla de galletas y manteca. Dejar en la heladera. Poner en un bol la ricota y batirla hasta que esté bien homogeneizada. Agregar luego el resto de los quesos y volver a batir para unir todo. Añadir la esencia de vainilla y la ralladura de naranjas. Por otro lado, batir las yemas con el sustituto del azúcar hasta obtener una mezcla espumosa y cremosa. Mezclar luego con la preparación anterior. En un bol seco y limpio, batir las claras a nieve e incorporarlas a la crema de queso con movimientos envolventes. Sacar de la heladera el molde con la base de galletas y volcar allí la crema. Emparejar con una espátula y llevar a horno bajo (150/160 grados) por unos 45'. al cabo de este tiempo, apagar el horno y dejar la cheese dentro por unos 15 minutos. Sacar y dejar enfriar. Llevar a la heladera. Cuando se enfrió lo suficiente, preparar la mousse light instantánea, que no necesita cocción, y cubrir la cheesecake. Volver a la heladera. Servir con una mermelada dietética reducida con un chorrito de agua caliente.

Carnes con queso azul
Ingredientes para cuatro personas:
• 500 g de carne de cerdo.
• 1 pechuga de pollo.
• 2 bifes de ternera.
• 100 g de queso azul.
• 25 g de cebolla.
• Una cucharada sopera de mantequilla.
• 1 vaso de leche y un chorrito de crema líquida.
• Sal.

Preparación :
Trozar las carnes en dados de unos tres centímetros. Introducir en las brochetas de forma alternada. Mezclar el aceite con la sal, un diente de ajo y, con ayuda de una brocha de cocina, barnizar las brochetas. Cocinar a la parrilla o a la plancha durante 5 minutos, dar la vuelta constantemente para que se doren de forma uniforme. Para la salsa, picar cebolla finita, fundir manteca en una olla y rehogarla hasta que quede transparente. Añadir el queso en trocitos y fundirlos sin dejar de remover a fuego lento. Añadir la leche y la crema despacio cuando esté derretido del todo y hervir. Retirar del fuego, salar y volcar sobre la carne.

Batido de yogur con fruta fresca y frutos secos
Ingredientes para cuatro personas:
• 4 yogures naturales.
• 2 peras.
• 2 bananas.  3 naranjas de jugo.
• 1 limón.
• 4 cucharadas de azúcar o 2 cucharadas de edulcorante.
• Un puñado de nueces, avellanas tostadas y pasas de uvas.

Preparación:
Pelar las peras y las bananas, cortarlas en rodajas. Hacer jugo con las naranjas y el limón. Triturar el resto del la fruta en una licuadora con el jugo. Una vez conseguido el batido, añadir los yogurts y el azúcar que se prefiera. Servir y decorar con trozos pequeños de los frutos secos.

Arroz a la boloñesa
Ingredientes para cuatro personas:
• 250 gramos de arroz.
• 350 gramos de carne de ternera picada.
• 1 cebolla.
• 3 tomates.
• 2 dientes de ajo.
• Unas ramitas de perejil.
• Una pizca de albahaca seca.
• Sal.
• 1 pizca de pimienta negra.
• 2 cucharadas soperas de queso parmesano rallado.
• 2 cucharadas soperas de manteca.
• 2 cucharadas de aceite de oliva.

Preparación:
Sazonar la carne con sal y pimienta y reservar en la nevera durante 20 minutos. Sofreír en la manteca y el aceite, el ajo y la cebolla picada en brunoise (picadito fino).Una vez cocinado el sofrito de la cebolla, añadir la carne picada sazonada y remover en la olla al fuego hasta que tome color de cocinada. Añadir los tomates pelados y picados, el perejil, la albahaca y dejar cocer a fuego moderado sin dejar de remover. Agregar el arroz a la olla y mezclar con la carne estofada. Sofreír el conjunto del arroz y la carne un poco más y agregar agua caliente (el doble de volumen de agua que de arroz). Dejar cocer 20 minutos a fuego suave. Servir con queso rallado por encima.

Tostada de atún
Ingredientes para cuatro personas:
• 1 lata de atún
• 6 cucharadas de queso crema.
• 3 rebanadas de pan integral.
• 30 gramos de margarina.
• 1 palta.
• El jugo de un limón.
• 2 morrones cortados en tiritas.
• Sal y pimienta.
• 1 toque de paprika.

Preparación: Mezclar el atún con el toque de paprika, agregar sal y pimienta, añadir poco a poco el queso crema. Untar con margarina los panes integrales cortados en triángulos. Colocar encima de cada pan una porción de esta crema y luego un trozo de palta cortado en láminas. Para que no se oxide, rociar con limón. Decorar con los morrones.

Ensalada de champiñones
Ingredientes para cuatro personas:
• 500 gramos de champiñones frescos.
• 1 lechuga.
• 6 cucharaditas de mostaza de Dijon.
• 8 cucharadas soperas de aceite de oliva extra.
• 6 cucharadas de vinagre de vino.
• 1 ramita de perejil.
• 1 diente de ajo.
• Sal.
• Pimienta blanca.

Preparación:
Limpiar, lavar y cortar en rebanadas los champiñones frescos. Elaborar una vinagreta con la mostaza, el aceite, el vinagre, el diente de ajo y el perejil picados, junto con un poco de sal y pimienta blanca.Aliñar los champiñones y los dejarlos reposar durante 30 minutos. Cortar en tiras finas la lechuga limpia y lavada y colocar sobre ella los champiñones.

Fuente: lanacion.com/sinbarreras

martes, 12 de abril de 2016

11 de abril - Día mundial de la enfermedad de Párkinson

Desde el año 1997, la OMS estableció el 11 de abril como el día mundial de la enfermedad de Párkinson en conmemoración al nacimiento del Dr. James Parkinson (1755-1824), quien la padeció y describió sus síntomas en 1817.
Desde entonces, su conmemoración sirve para trabajar en la concreción de dos grandes objetivos: difundir información sobre la enfermedad de Párkinson, su evolución y tratamiento, y concientizar y sensibilizar acerca de la importancia de la enfermedad y de sus consecuencias para los afectados, familiares y cuidadores.

La Enfermedad de Párkinson es un trastorno neurodegenerativo crónico que conduce con el tiempo a una incapacidad progresiva, producido a consecuencia de la destrucción, por causas que todavía se desconocen, de ciertas neuronas afectando dramáticamente la capacidad de caminar, hablar, escribir y tragar.
Según la Asociación Civil Enfermedad de Párkinson (ACEPAR) el mal afecta al 1% de la población mayor de 60 años en el mundo (6,3 millones de personas), es padecida por 70 mil personas en Argentina, su prevalencia aumenta con la edad y es ligeramente más común en hombres que en mujeres.
 Según los médicos especialistas es de vital importancia lograr un diagnóstico temprano ya que éste se relaciona con la detección precoz de los primeros síntomas, que incluyen: temblor, lentitud de movimientos, rigidez, y problemas de equilibrio y marcha.
Estos síntomas suelen aumentar su gravedad durante el curso de la enfermedad. En las últimas etapas de la enfermedad, algunas personas desarrollan problemas de memoria y claridad mental.
La causa exacta de la enfermedad de Párkinson es desconocida, pero varios factores parecen jugar un papel determinante: los genes, factores ambientales, falta de dopamina, bajos niveles de norepinefrina que cumplen un rol importante en la regulación del sistema nervioso autónomo, y controlan las funciones automáticas como la regulación de la presión arterial, y la presencia de cuerpos de Lewy que son un grupo de proteínas que se encuentran en los cerebros de muchas personas con la enfermedad de Párkinson.

Informe: Jorge "Coco" Berón

sábado, 2 de abril de 2016

UNIVERSIDAD DE BOLONIA, LA CUNA DE LAS GRANDES MENTES

Es una verdadera reliquia que invita a conocer sus aulas...

La ciudad de Bolonia, en la región de la Emilia-Romaña, en Italia, tiene la universidad más antigua de toda Europa.
Fundada en 1088, la Universidad de Bolonia, llamada oficialmente Alma Mater Studiorum, fue uno de los primeros centros de estudios y atraía a decenas de estudiantes que buscaban transformarse en eruditos siguiendo las dos carreras que al principio eran dictadas en sus excelsas aulas: Humanidades y Derecho, canónico y civil.
 Debido a las leyes que regían en esa época, los estudiantes estaban organizados por naciones, es decir que se agrupaban de acuerdo a su nacionalidad o procedencia. Una vez organizados, cada nación contrataba a sus propios profesores. Con el transcurrir de los años y debido al crecimiento del cuerpo estudiantil, decidieron organizarse en universitas y transformarse en una universidad como la conocemos hoy.
 Dante Aligheri, Nicolás Copérnico, Alberto Dudero, Camillo Golgi, Guillermo Marconi y Pier Paolo Pasolini son algunos de los nombres que han dejado una indeleble marca en su paso por los pasillos de la institución.
Después de casi un milenio de historia conocer algunas de sus aulas más importantes es como hacer un viaje en el tiempo. Y si alguna vez deciden recorrer sus instalaciones, no se pueden perder el famoso palacio del Archiginnasio, una de las sedes mas importantes.
En su patio principal hay aproximadamente 7000 escudos de armas pertenecientes a diferentes alumnos y que hoy rinden homenaje al paso del tiempo. También se encuentra el Teatro Anatómico, tal vez el aula más famosa, donde los estudiantes de medicina aprendían sobre el cuerpo humano a través de la disección de cuerpos presentes. Hoy se ha transformado en una verdadera reliquia, y sentarse por un segundo en sus bancos de madera es maravilloso.
 La Universidad cuenta con más de cien mil alumnos distribuidos en las más de 30 carreras disponibles, lo cual hace que las calles vibren al ritmo de los jóvenes, que le ponen un impronta muy especial a la vida diaria de la ciudad.
Muy cercano al edificio principal de la universidad se encuentra el Teatro Comunal de Bolonia, uno de los templos de la música clásica y la ópera en Italia. Esta situado en la plaza Giuseppe Verdi, donde converge la Via Zamboni, la calle universitaria por antonomasia y el lugar preferido por los alumnos para encontrarse.

 Fue una gran sorpresa encontrarme durante una templada tarde de finales de verano con cientos de chicos sentados en la misma plaza, decenas de grupos de amigos compartiendo un trago provisto por algunos de los bares cercanos, otros asignando tareas de estudio para trabajos prácticos, los más joviales con una guitarra entonando clásicas canciones. Se podía percibir una especie de algarabía especial. El espectáculo que se desarrollaba ante mis ojos era inspirador. Se podía sentir en el aire una sensación única. La alegría compartida por muchos de encontrarse nuevamente, de comenzar un nuevo año. Un año de ilusiones, de esperanzas y de pruebas, seguramente no sólo académicas. El tránsito de gente por la calle era frenético también. Muchísima gente volvía a sus casas después de un día largo de trabajo y era maravilloso ver en sus rostros la misma sonrisa que albergaba mi rostro al observar lo que sucedía en la plaza: seguramente viéndose reflejados sus años mozos.
La luz de la tarde iluminaba todo esto y transformaba a la ciudad medieval y renacentista de Bolonia en una especie de retablo moderno.

Fuente: Iván de Pineda, para Revista La Nación, Buenos Aires, Argentina.
 28 de marzo de 2016.

(Jorge L. Icardi, reportero intternacional...)

2 de abril, Día del veterano de guerra y de los caídos en Malvinas

Ya pasaron casi 34 años y no puedo olvidar aquella fotografía, más negra que blanca, con los viejos fusiles FAL amontonados y cruzados como símbolo de la rendición en Malvinas. Mucho después asocié políticamente ese momento a la capitulación que el general Mario Benjamín Menéndez firmó frente a su par británico, Jeremy Moore. Mucho mas tarde aprendí a mirar la guerra de Malvinas a través de los ojos de los héroes.

De los muchachos de carne y hueso que lucharon hasta el final y como un homenaje a los que murieron en aquellas tierras que pertenecen al pueblo argentino. Ya pasaron 34 años y una de las historias mas conmovedoras es la del soldado maestro Julio Rubén Cao. Pocas horas antes de que la guerra terminara, Julio murió combatiendo. Resistió como pudo el avance de las tropas enemigas. Literalmente, le puso el pecho a las balas para proteger a sus compañeros como lo hizo desde el primer minuto que llegó a Puerto Rivero, como se bautizó primero a Puerto Argentino. Hace 34 años que Julio entregó su vida por la patria y es desgarrador recordar que ni siquiera pudo conocer a su hijita, Julia que nació un par de meses después de su muerte.
 Julio Cao acarició a Julia en la panza de Clara Barrios, el día que se despidió. Delmira, la abuela de Julia y la madre de Julio casi le rogó que se quedara: “Julito, no vayas. Si no te llamaron. Tengo miedo”.
Julio, el maestro, le respondió como un maestro de la patria: “No me pidas eso mamá. ¿Con que cara yo podría dar clases sobre San Martín o Belgrano si me escondo debajo del pupitre?”
Fue uno de los pocos soldados voluntarios. Fue un apoyo permanente de sus compañeros de colimba del regimiento de Infantería Motorizada de La Tablada. Siempre con la misma alegría que tenía al frente del grado en su escuela. Siempre ayudando a escribir y a leer cartas al resto de los soldados. Siempre con optimismo.

 La humedad criminal de los pozos de zorro, el viento que helaba el alma, el hambre que agujereaba por dentro y los bombardeos que destruían por fuera eran solo excusas para reforzar el coraje y para seguir yendo al frente. Así era el soldado maestro Julio Rubén Cao. Solidario, guapo, así en la paz como en la guerra.
En las aulas se convertía en albañil para reparar los techos, o en carpintero para arreglar los viejos bancos de escuela. Hizo un profesorado en Literatura porque amaba a Serrat. Siempre soñó con ser docente porque admiraba a Ghandi y a la paz.
Antes de embarcarse a Malvinas y después de besar el ombligo de su esposa, Julio plantó un árbol en el patio de la casa de su madre. Quiso respetar aquello de tener un hijo, plantar un árbol y escribir un libro. El libro no pudo concretarlo. Pero escribió cartas conmovedoras desde Malvinas. Una de ellas debe leerse en todos los colegios cada 2 de abril y dice así:

A mis queridos alumnos de 3ro D:

 No hemos tenido tiempo para despedirnos y eso me ha tenido preocupado muchas noches aquí en Malvinas, donde me encuentro cumpliendo mi labor de soldado: Defender la Bandera.
Espero que ustedes no se preocupen mucho por mí, porque muy pronto vamos a estar juntos nuevamente y vamos a cerrar los ojos y nos vamos a subir a nuestro inmenso Cóndor y le vamos a decir que nos lleve a
 todos al país de los cuentos que como ustedes saben queda muy cerca de las Malvinas.
Y ahora como el maestro conoce muy bien las islas no nos vamos a perder. Chicos, quiero que sepan que a las noches cuando me acuesto cierro los ojos y veo cada una de sus caritas riendo y jugando; cuando me duermo sueño que estoy con ustedes .Quiero que se pongan muy contentos porque su maestro es un soldado que los quiere y los extraña.
 Ahora sólo le pido a Dios volver pronto con ustedes.

 Muchos cariños de su maestro que nunca se olvida de ustedes.

 Es desgarrador comprobar que solo le pidió a Dios volver y, fue lo único que no pudo lograr. Hoy hace casi 34 años que terminó la guerra, su hija Julia, tiene 34 años, su madre, doña Delmira todavía lo espera.
Cuando Julia cumplió 9 años, viajó con su abuela a Malvinas. En el cementerio de Darwin adoptaron una tumba y le dejaron una flor y muchas lágrimas. Hoy la escuela Nro 32 de Lafferrere donde daba clases con su impecable guardapolvo blanco lleva su nombre: “Soldado maestro Julio Rubén Cao”. El árbol que plantó, ya tiene 10 metros de altura.
Es por todo esto, que León solo le pide a Dios, que la guerra no nos sea indiferente.

Alfredo Leuco

jueves, 31 de marzo de 2016

Colita de cuadril al horno con salsa de hongos

Receta para 4 personas ¡Fácil!

 1. Ingredientes
Ingrediente Cantidad

CasanCrem 480 gr.
perejil 1 cdas.
ajo 1 diente
colita de cuadril 1,2 kg.
champignones 100 gr.
vino blanco 1/2 tazas
aceite de girasol -
hongos portobello 200 gr.

 
2. Preparación
Paso 1: Precalentar el horno a 180 grados, horno medio fuerte.
Calentar una sartén con aceite de girasol, salpimentar la colita y sellarla 3 minutos por lado. Poner en una asadera y llevar al horno por 30 minutos.

Paso 2: En la misma sartén donde sellamos la colita, agregar el ajo, los hongos y cocinar hasta dorar, sin mover. Agregar el vino blanco y evaporar el alcohol.
Agregar el CasanCrem, el perejil y salpimentar.

Paso 3: Cortar la colita y servirla con la salsa y puré de papas.

Primeras comidas del niño...

Tener en cuenta:
 Supervisar a los niños siempre que estén comiendo.
 - Compartir en familia las comidas.
- Cocinar sin sal hasta el año.
- Para evitar quemaduras la cuchara debe ser de plástico o silicona.
- Dejar que el niño toque la comida. Es parte del aprendizaje.
 - Dar unos tragos de agua al empezar a comer, cuando se cambia de gusto o plato y al final de la comida.
 - Es importante que el lugar donde se compran los alimentos mantenga la cadena de frío y una limpieza adecuada.
 - Las carnes siempre deben estar muy bien cocidas antes de servir.
 - La temperatura de la comida tiene que ser tibia, no caliente.
 - Nunca utilizar la comida como premio o castigo.
- Hablarles a los niños mientras comen y tenerles paciencia en este proceso.
- Alimentar despacio y animar a los niños a comer pero sin forzarlos.
- Evitar distracciones a la hora de la comida, como juegos o la televisión.
- La comida siempre tiene que estar cortada pequeña.
 - No dar granos (como choclo, garbanzos, arvejas) para evitar ahogamientos.
 - No comprar verduras frezadas. Siempre deben ser naturales.
 - No darle a los chicos carne picada.

Natalia Serafini, Lic. en Nutrición

lunes, 28 de marzo de 2016

domingo, 27 de marzo de 2016

De cura gaucho a santo

Falta muy poco para que se consagre al primer santo enteramente argentino. Una firma del Papa y nada más. El Vaticano ya certificó que médicos y teólogos no pudieron encontrar explicación científica a dos milagros producidos por el cura Brochero.
Se trata de dos chicos. La primera es una nena sanjuanina llamada Camila Brusotti que había quedado en estado vegetativo después de varias palizas a las que la sometieron su madre y su padrastro quienes, por suerte, luego fueron detenidos por delitos tan aberrantes. Pese al daño cerebral, hoy Camila tiene una vida normal.
El otro fenómeno fue la recuperación de Nicolás Flores. Tenía apenas 11 meses cuando sufrió un accidente automovilístico terrible. Tuvo 4 paros cardio-respiratorios y hasta perdió masa encefálica. La ciencia no puede comprender como es que Nicolás hoy habla y camina y eso que no tiene el hemisferio izquierdo del cerebro.

Muchas veces les conté que no soy una persona creyente. Que admiro profundamente a los que tienen fe y a los que canalizan esa fe en la construcción de una sociedad más igualitaria. Si me apuran me defino como agnóstico, es decir que no puedo probar la existencia de Dios, pero tampoco lo contrario. Tal vez ese escepticismo genético me haya convertido en periodista. Por eso estoy maravillado con el Papa Francisco. Por su actitud revolucionaria hacia adentro y afuera de la iglesia y por su sinceridad brutal. Me conmueve ver una persona que conocí, que hoy tiene tanto poder como humildad, al que muchos le llaman el Papa villero y que se dedicó por entero a la paz, la convivencia y la justicia social.
Además, como buen jesuita, es un intelectual de altísimo vuelo. Publicó un texto extraordinario llamado: “Carta del Papa a los no creyentes”. Es una respuesta a las preguntas que el fundador del diario “La República” le hizo sobre la fe. Eugenio Scalfari es otro intelectual de aquellos, pero de izquierda y ateo. Como no come vidrio, publicó ese texto al que definió como “escandalosamente fascinante” en la tapa de su diario.
Allí el Papa, dice entre otras cosas que “la autoridad de Jesús es diferente porque no tiene como fin ejercitar un poder sobre los otros, sino servirlos, darles libertad y plenitud de vida”. Yo de inmediato pensé en José Gabriel del Rosario Brochero, que está a unos días de ser canonizado.
Pensé en ese verdadero gladiador del evangelio que a lomo de su mulo, con su poncho y su cigarro colgando de los labios fue capaz de cruzar una suerte de Cordillera de los Andes de Córdoba como son las Altas Cumbres para integrar a esos gauchos perdidos en sus necesidades básicas en medio de la humildad de sus ranchos.
Para los cordobeses, el cura Brochero siempre fue un orgullo, sin distinción de camisetas religiosas. Aún los que no somos creyentes valoramos ese ejemplo de entrega hacia los demás aún en el lecho de muerte. Porque de tanto compartir el mate y la vida con los enfermos se contagió la lepra que para aquella época era el nombre del horror. Se quedó ciego, sordo, absolutamente pobre. Dicen los historiadores que como buen hombre de campo, experto en las tareas agrícolas, puteador y corajudo, se despidió de la vida con un rosario en sus manos y diciendo: “Ahora tengo puestos los aparejos, estoy listo para el viaje”. El paisaje emocionante de traslasierra que de tan bello parece una pintura religiosa, pronto será invadido por una celebración de multitudes: cuando el Papa Francisco firme el protocolo correspondiente y al beato Brochero ya le podamos decir, San Brochero.

Nació en Villa Santa Rosa del Río Primero, donde hoy viven aproximadamente 9 mil personas. Bautizaron así a esa localidad en homenaje a Santa Rosa de Lima la primera santa latinoamericana consagrada. Otra vez el milagro de la curiosidad. En ese lugar nació quien será el primer santo totalmente argentino, como si se tratara de una señal del destino. Brochero, cursó en la universidad de San Carlos, junto a Miguel Juárez Celman quien después sería presidente de nuestro país. En 1867 el cura Brochero se bancó la epidemia de cólera que casi dejó desierta la ciudad de Córdoba. Movió cielo y tierra para socorrer a los enfermos. El cura gaucho que está en los cielos y a punto de cumplir eso de que santificado sea su nombre, murió
en Villa del Tránsito, un pueblito colgado del cielo y las montañas que luego cambió su nombre por el de Villa Cura Brochero.

El cura Brochero es una bandera de lo mejor de los argentinos. De los que tienen o no tienen fe. De los creyentes o de los agnósticos. Porque además de la palabra de Dios, llevó a esos lugares hostiles, en el 1.800,  el progreso social. Ese parece ser, su verdadero milagro. Gracias a su fe y a su empuje y valentía se construyeron colegios, 200 kilómetros de caminos, un dique, varios pueblos, un ramal del ferrocarril, la estafeta postal con el telégrafo y hasta un acueducto para conectar el río Panaholma con las acequias. Eso rompió tanta discriminación y aislamiento de esos campesinos que estaban tan cerca de Dios y tan lejos de las autoridades.
El Papa Francisco, otro cura gaucho si se me permite la herejía, dice en su carta a los no creyentes que “La fe cristiana no marca la separación insuperable entre Jesús y los demás. Nos dice que en Él, todos hemos sido llamados a ser hijos del único padre y hermanos entre nosotros”.
El cura Brochero era un pastor con olor a oveja. Decía que la vida de los muertos está en el recuerdo de los vivos. Prontamente, se convertirá en santo aunque entre los más pobres de Córdoba hace rato que Brochero está en el altar de los grandes y en las estampitas de la esperanza. He visto ponchos que dicen: “Brochero: apóstol de la caridad”.
Francisco, le dice al editor de “La República” que “ La Iglesia, créame, no obstante su lentitud, sus infidelidades, sus errores y los pecados que pudo haber cometido y puede aún cometer en aquellos que la componen, no tiene otro sentido ni fin sino el de vivir y testimoniar a Jesús: Él que ha sido enviado por Abba “a traer a los pobres la alegre noticia, a proclamar a los prisioneros la liberación y a los ciegos la vista, a poner en libertad a los oprimidos, a proclamar el año de gracia del Señor”.
Me apasiona el debate por un futuro mejor. No soy fácil de convencer. Creo más en lo que veo y en la ciencia. Soy duro para entender las abstracciones que habitan el cielo de las plegarias. Pero creo en los que creen. Creo en los que rezan y hacen. Creo en seres humanos de la dimensión de Jorge Bergoglio y José Brochero. Hoy uno es Papa y el otro pronto será santo. Sigo sin ser creyente pero creo que con personas como ellos, el mundo tiene cura.

Alfredo Leuco
Publicado el 14 enero, 2016